Archivos

Prensa de Chile v/s Caso Jorge Matute Johns

CASO JORGE MATUTE JOHNS

Acerca de la Desinformación en la Causa por el Secuestro y Muerte de Jorge Matute Johns:

Srs. medios de prensa de Chile, me dirijo a ustedes con el objeto de ejercer mi derecho a réplica en relación a la seguidilla de noticias sensacionalistas, sin fundamentos criminalísticos, ni jurídicos objetivos que lejos de aportar a la verdad en el esclarecimiento de los hechos que terminaron con la vida de Jorge Matute Johns, lo único que logran es alimentar el morbo público y sostener el statu quo en cuanto a la responsabilidad penal y criminal de los verdaderos autores de la golpiza, secuestro y homicidio circunstancial de Jorge Matute Johns ocurrido durante el año 1999.

 En mi calidad de psicólogo jurídico y forense, además de poseer otras especialidades, respecto de la investigación criminal y el análisis del comportamiento humano observable, cumplo con advertirles acerca de 4 falacias que muy probablemente tienen por único objeto mantener una costosa operación psicológica comunicacional (técnica de origen militar) en contra de personas inocentes, cuya falta de prueba y mérito, fue debidamente acreditada por la corte de apelaciones de Concepción y ratificada por la Corte Suprema de Chile. Ver documento: http://goo.gl/XzwQh0

 La resolución que señalo emana de una solicitud realizada por parte de abogados del Consejo de Defensa del Estado de la época, que de manera sospechosa y sin mediar fundamentos probatorios objetivos, pedían el cambio de carátula del delito de obstrucción a la justicia por el delito de homicidio simple en contra de los jóvenes procesados que en ese entonces (1999) tenían entre 17 y 19 años de edad.

Cito textual conclusión de la corte de apelaciones de Concepción, ratificada por la corte Suprema de Chile:

 “Se previene que el ministro señor Eliseo Araya Araya, concurre a la confirmatoria del fallo apelado, teniendo presente, además, que TAMPOCO EXISTEN EN AUTOS NINGÚN ANTECEDENTE NI ELEMENTOS DE LOS QUE EMANEN PRESUNCIONES FUNDADAS A QUE ÓSCAR ARAOS DÍAZ Y JAIME ROJAS LÓPEZ HAN TENIDO ALGUNA VINCULACIÓN CON LA MUERTE DE JORGE MATUTE JOHNS, CUALQUIERA QUE HAYAN SIDO LAS CIRCUNSTANCIAS EN QUE ELLA SE HUBIESE PRODUCIDO”

 Esta fue la verdadera razón por al cual los jóvenes inocentes, sin prueba ni mérito, quedaron absueltos del caso Matute Johns y no debido a la mentira publicada por  varios de vuestros medios donde afirmaban tendenciosamente, que la desvinculación de los jóvenes ex procesados se produjo debido a un simple resquicio legal consistente en un cambio de carátula legislativa que modificó el delito de obstrucción a la justicia ante un Juez, por el delito de obstrucción a la investigación ante el ministerio público.

A continuación las 4 falacias:

1. Sobre la Investigación de Nuevas Diligencias:

Respecto de este punto prefiero pronunciarme en extenso una vez sean públicos sus resultados, aunque si las mismas coinciden con el tipo de diligencias que el Juez Solís siguió en el pasado (llamadas anónimas, testigos de oídas, secretos de confesión y “lógicas policiales y jurídicas acomodaticias” le aseguro que de resoluciones penales determinadas poco y nada veremos, ojalá este equivocado.

2. Sobre la Exhumación del Cadáver y la Causa de Muerte Médica:

La exhumación de osamentas con fines periciales tienen un sentido máximo cuando lo que se busca es determinar la identidad o la data de muerte de un occiso, no obstante y al carecer las osamentas de tejidos blandos, resulta improbable determinar la causa de muerte médica, cuando esta no se produjo por daños óseos que por si mismos produjeran el deceso del occiso. De lo contrario, resulta muy fácil caer en opinología disfrazada de ciencia exacta.

Además, en el causa por la muerte de Jorge matute Johns esta diligencia nos es necesaria, porque si lo que se busca es determinar la responsabilidad penal de terceros basta con determinar la modalidad de muerte de Matute y esta, el homicidio o la intervención de terceros, queda establecida más allá de toda duda razonable comparando la fotografía frontal del cráneo de matute (perdida de 3 piezas dentales): http://goo.gl/ftCZn9 con el siguiente número de fojas procesales donde se acredita la golpiza recibida por el occiso: http://goo.gl/sEUUN9

Mas allá de toda duda razonable, la modalidad de muerte de Jorge Matute Johns es el homicidio o la intervención de terceros. Jorge Matute no falleció producto de causas naturales, debido a un accidente, ni tampoco se suicidó.

*** Las modalidades de muerte son únicamente cuatro; causa natural, accidental, suicidio y homicidio, no hay más posibilidades.

3. Sobre el Secreto de Confesión:

Sin extenderme demasiado en este débil argumento, el secreto de confesión como prueba de responsabilidad penal, en jerga técnica se reconoce como un tipo potencial de “fraude forense” porque la credibilidad del testimonio en estos casos es muy baja y se podría prestar para la puesta en marcha de cortinas de humo, entorpecimientos investigativos e inclusive como un elemento del modus operandi que le sirve a los verdaderos autores de un crimen para no ser descubiertos, manteniendo así la impunidad de sus actos.

4. Sobre el Policía Opinólogo: 

Todos los informes “seudocientíficos” de Héctor Arenas Díaz (quien no es profesional universitario) se fundan únicamente en una lógica policial acomodaticia y tendenciosa, la cual lejos de poder determinar el hecho materia de investigación y la responsabilidad de terceros en el desenlace de Jorge Matute Johns, lo único que lograron fue obstruir el foco criminalístico objetivo acomodando débiles elementos en contra de personas inocentes y por otra parte anulando y descartando de manera a priori pruebas objetivas, fácticas e irrefutables que muy por el contrario a sus hipótesis y verborreas adornadas con palabras en latín, tratan directamente con el tipo de agresores (policías) responsables del desenlace de Jorge Matute Johns.

Razón por la cual y a casi 15 años de ocurrido los hechos, nunca sus informes y conclusiones han sido validadas por tribunal de justicia chileno alguno. (Las hipótesis de Héctor Arenas; nacen, se desarrollan y justifican únicamente mediante sus palabras, imaginación perversa y su “capacidad de análisis” mediocre)

Tan sospechosa es la “conducta investigativa” de Héctor Arenas Díaz, que desde un punto empírico no sería difícil vincular su proceder al grupo de agentes del Estado de Chile que de manera irrefutable se hacen participes en la obstrucción de la investigación que ordenó romper la cadena de custodia con la sangre de Jorge Matute Johns. Ver documento secreto: http://goo.gl/sebEx6)

Para finalizar y esperando reconsideren a quienes valoran como fuentes creíbles en esta causa sin resolver, me gustaría que analicen los siguientes hechos irrefutables que por sí mismos pueden resolver esta causa:

  • ¿Qué hacía el Ministerio de Defensa Nacional y la Dirección Nacional de Investigación Delictual y Drogas, el año 2002 con el occiso todavía desaparecido, ordenando romper la cadena de custodia con la sangre de Jorge Matute Johns obtenida mediante procedimientos luminol desde el interior y el sótano del local nocturno desde donde fue visto por ultima vez con vida Jorge Matute: http://goo.gl/h4sft2
  • ¿Por qué el propio General de Carabineros de la época desconoció el procedimiento y es más, bajo juramento en pleno juicio oral, se refiere a la ilegalidad de una orden de esta índole: http://goo.gl/sebEx6 y http://goo.gl/Dv0lol
  • ¿Sabían ustedes que funcionarios policiales en servicio activo me contactaron con la intención de ratificar ante tribunales de justicia chilenos la información que acredita la intervención de agentes del Estado en el caso Matute Johns?: http://goo.gl/SOTXUK

En conclusión, las pruebas expuestas ante ustedes difieren diametralmente de los pobres argumentos subjetivos con los cuales se ha justificado por años la caza mediática de personas inocentes. Ojalá no tenga razón, pero después de 15 años algunas cosas nunca cambian. La información pública de mentiras, supuestos, especulaciones, además de la creencia irrestricta por parte de la prensa regional en fuentes corruptas, parecieran seguir siendo “LOS PRINCIPALES CÓMPLICES” de la impunidad en el caso por el secuestro y homicidio de Jorge Matute Johns.

Lectura recomendada y complementaria a mis descargos:

-“José Miguel Insulza, prueba y mérito en Caso Matute Johns”.

Ps. Cristián Araos Diaz 
Psicólogo Jurídico y Forense
Perito Especialista en Evaluación Psicológica Forense y en Psicología Forense
Aplicada en la Investigación Criminal
Registro Superintendencia de la Salud Nº764

A %d blogueros les gusta esto: